– Noticias policiales –

Silencio total. Un día después de que el alcalde de Roquetas de Mar, Gabriel Amat, lanzara el ultimátum al Gobierno de España para que se aclare con su modelo de seguridad, no hay respuesta alguna. IDEAL intentó conocer la postura del Gobierno de Pedro Sánchez, interrogando por este asunto tanto a la Subdelegación de Almería, la Delegación del Gobierno en Andalucía y con el Ministerio del Interior, y el silencio ha sido hasta ahora la única respuesta, tal y como viene siendo habitual en el actual Ejecutivo.

Amat ha dado 15 días al Gobierno para que confirme o no si piensa hacer una comisaría de Policía Nacional en el municipio, que viene prometiendo el PSOE desde hace más de dos décadas, y en caso contrario, iniciará el procedimiento para la recuperación del solar cedido hace más de 15 años para ello en Las Salinas.

La única referencia que hay sobre la postura del Gobierno fueron las declaraciones hechas hace un año por el subdelegado del Gobierno Manuel de la Fuente, en las que anunciaba que tras varias reuniones en Madrid se había decidido apostar por una demarcación compartida en la que Guardia Civil y Policía Nacional se repartirían las competencias de seguridad, tal y como sucede en El Ejido. Una decisión salomónica en la que el Gobierno mantendría el anuncio del PP de abrir un gran cuartel para la Guardia Civil en un edificio municipal, y a la vez, cumpliría la promesa del PSOE de abrir una comisaría.

Sin embargo, ese anuncio del subdelegado no se ha llegado a plasmar todavía en ningún documento oficial, manteniendo la incertidumbre y las dudas en ambos cuerpos y en la propia ciudadanía de Roquetas, que lleva tres décadas esperando una decisión clara. El PP, de hecho ha venido denunciando en los últimos meses esa falta de claridad, difundiendo respuestas del Gobierno a preguntas sobre el asunto en el Congreso, en las que se niega que el proyecto esté en el Plan de Infraestructuras del Estado, aprobado eso sí, antes de que De la Fuente anunciara los planes.

A falta de información y respuesta clara desde el Gobierno de Pedro Sánchez, el PSOE viene insistiendo desde entonces en su defensa de la demarcación compartida y en la necesidad de una comisaría de Policía Nacional para Roquetas, así como de unas instalaciones dignas para la Guardia Civil, manteniendo ambos cuerpos.

Por su parte, tanto desde el Ayuntamiento de Roquetas de Mar como desde el PP, la postura es más clara desde hace tres años, desde 2018. Por aquel entonces el Gobierno de Rajoy y el Ayuntamiento de Gabriel Amat, firmaron un protocolo en el que se descartaba definitivamente la comisaría de Policía Nacional y apostaba por acondicionar un gran cuartel en el actual edificio de Servicios Sociales. Un acuerdo que supuso un giro en la postura que los populares venían manteniendo y que había sido similar a la del PSOE, al menos públicamente, reclamando una comisaría de Policía Nacional pero manteniendo los efectivos de la Guardia Civil.



Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad